Estudios de Hollywood cargan contra SAG-AFTRA y actores replican: «Buscan crear confusión»

Los Ángeles (EE.UU.), 21 jul (EFE).- La Alianza de Productores de Cine y Televisión (AMPTP) hizo público este viernes un documento con su versión sobre las propuestas ofrecidas al Sindicato de Actores de EE.UU. (SAG-AFTRA) y calificó de «engañosos» los datos presentados durante la primera semana de huelga por parte del gremio de intérpretes.

«Partes sustanciales de ese documento (el de SAG-AFTRA) son engañosas, ya sea en la caracterización de la oferta de los productores o en la omisión de detalles clave», afirmó la AMPTP en un documento recogido por medios estadounidenses este viernes.

Sin embargo, el negociador jefe del gremio de actores de Hollywood, Duncan Crabtree-Ireland, aseguró poco después en declaraciones a EFE desde la Comic-Con celebrada en San Diego que están «completamente seguros de la veracidad» de sus cifras y que desde la AMPTP «solo buscan crear confusión».

«Están tratando de confundir diciendo cosas que no son verdad. Estamos completamente tranquilos con los datos que hemos dado públicamente porque son con los que estuvimos negociando», sentenció Crabtree-Ireland.

SAG-AFTRA mantienen desde el jueves de la semana pasada la primera huelga en 63 años que se desarrolla de forma simultánea junto al gremio de guionistas de EE.UU. (WGA, en inglés), al no llegar a un acuerdo con AMPTP para renovar sus convenios colectivos.

A principios de semana, la unión de intérpretes publicó un informe en el que desglosaban los ofrecimientos del sindicato para la consecución de su nuevo contrato, así como las supuestas contraofertas que realizaron los estudios de cine y las plataformas de vídeo bajo demanda.

Una subida general del 11 % en el salario de los actores, mecanismos de control para el uso de la inteligencia artificial (IA) y un reparto «equitativo» de los derechos residuales -cantidades adicionales que los servicios de «streaming» deben abonar a los creadores cada vez que se abren a un nuevo mercado- son los puntos de mayor fricción entre ambos.

En este sentido, AMPTP remarcó el carácter «histórico» de su propuesta, incidiendo en la idea de que el 5 % que ofertaron a los actores era el porcentaje más alto del que se tiene registro desde 1988.

El distanciamiento entre las partes es tal que, según los productores, también apostaron por «protecciones» suficientes contra la IA, además de un montante total destinado a compensaciones, aumentos salariales, contribuciones a pensiones, sanidad e incrementos en los derechos residuales que ascendería a los mil millones de dólares.

Ante esto, Crabtree-Ireland manifestó a EFE que aún no había tenido tiempo de revisar la respuesta de AMPTP pero que, una semana después de la declaración de huelga, «no hay progresos».

«No hay progresos, no los ha habido. Una semana después, no hemos avanzado nada porque AMPTP no ha querido volver a la mesa de negociaciones», dijo el también director de la ejecutiva nacional de SAG-AFTRA.

El representante de los actores volvió a mostrarse «abierto» a retomar las negociaciones pero calificó de «cuestiones fundamentales» la subida de salario, el control de la IA y los derechos residuales, sugiriendo que habrá poca flexibilidad al sentarse a tratar estos puntos.

«Es una contradicción que quieran justificar su postura argumentando que como empresas no son rentables y luego veamos resultados tan buenos como los de Netflix esta semana», remarcó Crabtree-Ireland.

A falta de dos meses para la celebración de la 75 edición de los Emmy, la primera cita importante de la temporada de premios, desde SAG-AFTRA esperan haber firmado un nuevo convenio colectivo para entonces y evitar así que se siga agravando esta situación de excepción para la industria audiovisual estadounidense.

Fuente: Infobae