Suspensión del reconocimiento facial: la Ciudad dijo que “es una vergüenza que algunos jueces actúen políticamente y sean funcionales al kirchnerismo”

Una férrea defensa al sistema de Reconocimiento Facial de Prófugos (SRFP) llegó esta mañana desde la ciudad de Buenos Aires, después de que la Justicia suspendiera su funcionamiento por un supuesto uso indebido de esa plataforma. “Es una vergüenza que algunos jueces actúen políticamente y sean funcionales al kirchnerismo”, planteó el jefe de Gabinete, Felipe Miguel, que acompañado por el ministro de Gobierno, Jorge Macri, y el ministro de Justicia y Seguridad, Marcelo D’Alesssandro, cuestionaron al oficialismo, dijeron que este es un “ataque” a la seguridad de la Capital y rehusaron las acusaciones.

Asimismo, ratificaron que pedirán la recusación del juez Roberto Gallardo, que hizo lugar a una medida cautelar contra el reconocimiento facial, a la vez que señalaron que la Ciudad solicitará que se reestablezca ese sistema.

Pareciera que molesta que en la Ciudad haya mejorado la seguridad, que las cosas se hagan bien. No se me ocurre otra explicación. Los expone, expone al kirchnerismo, la incapacidad por mejorar la seguridad en otros lugares… Eso molesta y por eso estos constantes ataques a la Ciudad”, deslizó Miguel.

En ese sentido, D’Alessandro planteó que esta no sería la primera medida contra la estrategia de control de delitos de la Ciudad. Citó que se impidió que los presos vayan al sistema federal, que no les entregaron motos que esa gestión compró, que les prohibieron las Taser y que ahora llega este fallo “realmente preocupante, donde un juez se pone al servicio de la política, confundiendo la situación”.

Además de destacar que el reconocimiento facial permitió identificar delincuentes prófugos, el ministro negó que el sistema haya sido utilizado para reunir información biométrica de políticos y dirigentes sociales -entre ellos el presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Kirchner-.

Dijo, sobre eso, que todas las fuerzas de Seguridad argentinas validan la identidad con el Renaper y tienen reconocimiento facial. “Gallardo dice: ‘Si tenés 40.000 pedidos de captura, ¿por qué consultaste por 10 millones?’. No explica que una cosa no tiene que ver con la otra. Publica, vulnerando también la identidad de muchos de ellos, un listado de 64 personas. De esas 64, 63 no están cargadas en el sistema de reconocimiento facial. Hay una sola cargada, que es Arshak Karhanyan, el policía de la Ciudad desaparecido, que utilizamos todos los medios para buscarlo”, detalló.

Al respecto, también señaló que la confusión se produjo porque hay trámites que necesitan validar la identidad. Entre ellos, por ejemplo, para sacar el permiso de circulación durante la pandemia, para algunos llamados al Same o para testeos y vacunación.

Estamos en un claro ataque por parte de un fallo que se vale de una situación muy rara, utiliza un amparo. Habíamos abierto las puertas del ministerio, el sistema estaba suspendido desde abril de 2020 por los barbijos, por lo cual no había peligro en la demora. Hoy estamos frente a un fallo político y no judicial, pretenden atacar al sistema de seguridad que viene dando resultado”, aseguró D’Alessandro.

Por su parte, Jorge Macri habló de un sistema “transparente” y fue el más crítico del kirchnerismo, fuerza a la que vinculó con esta decisión judicial de Gallardo, que hizo lugar a un amparo del Observatorio de Derecho Informático Argentino (ODIA) y ordenó allanar la sede del Ministerio de Justicia y Seguridad, en Barracas. Según la investigación, la Policía de la Ciudad hizo casi 10 millones de consultas sobre 7,5 millones de personas.

“Estamos discutiendo la lógica constante del kirchnerismo de querer emparejar para abajo. Cuando hay un sistema que funciona, lo atacan para que no se note que ellos no tienen gestión. Que en otras jurisdicciones, en vez de un sistema como este, han hecho otras cosas como liberar detenidos por la pandemia. En lugar de copiar este sistema, el kirchnerismo lo taca para que deje de funcionar, en una clara intencionalidad de quitarle autonomía y seguridad a esta Ciudad”, dijo el ministro.

Convencido de que intentarán recuperar esa plataforma más allá de “las chicanas políticas del kirchnerismo”, acusó al espacio que se referencia en Cristina Kirchner de “buscar excusas para liberar presos” y destacó que a través del reconocimiento facial se detuvieron a 1600 delincuentes graves.

Fuente: La Nación.